• Tiempos modernos, ahora…

    Escrito el 6/octubre/2013 por Gema de Pablo en Gestión del conocimiento, Innovación, Sociedad del conocimiento.

    Vivimos una verdadera revolución motivada por la aparición de las tecnologías de la información y la comunicación, en concreto Internet. Asistimos a un cambio tan radical como fue la aparición del motor en la era industrial, que dio lugar a un modelo social diferente al conocido hasta el momento y que estudiamos bajo el título de Revolución Industrial.

    Esta revolución supuso un cambio en nuestra manera de hacer y entender el mundo, se fue pasando (para bien y para mal) de un modelo artesanal a un modelo industrial, a nuevas nociones sobre la creación y reproducción de los objetos, a un nuevo modelo de comercialización, a un nuevo modelo de aprendizaje también, puesto que trasladamos ese modelo a la universalización de la formación y acceso al conocimiento, creando escuelas divididas en compartimentos para aprender piezas de un conocimiento concreto, para la reproducción en nuestro lugar correspondiente de ese conocimiento en favor de la cadena de montaje. Necesitabamos crear un sistema de formación especializado para puestos de trabajo especializados. Necesitábamos crear escuelas que respondieran también a este modelo de sociedad especializada.

    Pero, ¿qué pasa ahora con la revolución tecnológica? Estamos ante un verdadero cambio de modelo nuevamente, la especialización de conocimiento ya no nos permite desenvolvernos con éxito en esta sociedad donde todo fluye y cambia a una velocidad muy superior a nuestra capacidad para formarnos en especialistas. Necesitamos responder con otras estrategias, aprender a buscar, a filtrar, a crear. El profesional actual es aquel que sabe responder a las demandas del medio en un tiempo record, antes de que otro se le adelante. El profesional de la Sociedad de la Información y el Conocimiento, es aquel que es capaz de cambiar, adaptarse a los continuos cambios que vivimos.

    Y este escenario la formación cobra una nueva importancia como eje vertebrador de estas estrategias y capacidades. Por una parte, como generadora  de nuevos escenarios para el aprendizaje: Anywhere, Anytime, Anydevide (En cualquier lugar, a cualquier hora, desde cualquier dispositivo), que permiten el aprendizaje de forma continua y universal. Pero por otra parte, se plantea la dificultad de crear los suficientes itinerarios formativos y de aprendizaje para responder a las demandas de un perfil profesional múltiple y multiespecializado. Cada perfil ha de requerir su propia especialización en continua evolución y adaptación.

    Esto requiere de un diseño formativo flexible e individualizado que permita a la persona configurar sus propias rutas de aprendizaje adaptándolas a su propio puesto de trabajo en la actualidad pero permitiendo avanzar hacia el futuro. Nuestros tiempos modernos demandan otro tipo de especialización, que es el desarrollo de estructuras cognitivas complejas que se adapten a los cambios. El conocimiento flota sobre nuestras cabezas, invade nuestros dispositivos, pasa por delante de nosotros y muchas veces no somos capaces de filtrarlos. Necesitamos una buena dosis de píldoras formativas que nos generen rutas de aprendizaje individualizado y experto para poder “agarrar” y readaptar el conocimiento.

    Internet es la gran red de la información y el conocimiento, y esto implica un nuevo aprendizaje en red, desarrollando entramados complejos de formación que permitan a las organizaciones crecer y adaptarse a la nueva Sociedad.

    Entrada etiquetada en , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

What is 8 + 5 ?
Please leave these two fields as-is:
IMPORTANTE! Para poder continuar necesita resolver la operación matemática. Así sabemos que no es spam :-)