• Bienvenidos y bienvenidas a mi #ecasa

    Escrito el 12/abril/2020 por Gema de Pablo en Aprendizaje abierto, Aprendizaje colaborativo, elearning, General, Redes Sociales, Ser docente, Sociedad del conocimiento, TIC en educación.

    Era el año 2003 cuando con nuestra empresa pequeña conseguíamos llevar a cabo un proyecto ambicioso y grande como “Enseñar a Aprender”, una Comunidad virtual de profesores de España y Latinoamérica para el cambio digital. El propósito de este proyecto no era otro que aportar recursos, herramientas, experiencias y mucho, mucho debate y formación en un entorno de trabajo colaborativo en red. Era el año 2003 y no nos parecía tan innovador, pero ahora, viendo lo que está pasando quizás sí lo era, aunque quedara interrumpido por decisiones ajenas al aprendizaje o a la innovación.

    La innovación consiste en transformar o generar novedades que permitan la mejora de los procesos anteriores, y en esta ocasión se estaba contribuyendo a la mejora de los procesos formativos de los y las docentes. Y antes de continuar, me gustaría detenerme en algunos aspectos que menciona Rodríguez de las Heras (2015) y que me parece interesante rescatar:

    • La innovación no es solo una moda que también ha llegado a afectar al sistema educativo. Es un largo proceso que ha comenzado hace siglos y que lenta y difusamente como todo proceso vivo y social se ha intensificado poco a poco y ha llegado, con las condiciones favorables actuales, a manifestarse como algo imprescindible para instalarse en el siglo XX.
    • Innovar en educación no quiere decir que hay que cambiar sin más, y una vez, y de una vez, como se puede cambiar un objeto viejo u obsoleto por otro. Lo que significa es que se necesita introducir como valor y práctica la innovación. Y aquí es donde nos encontramos con el reto de desplegar y aplicar en consecuencia todo lo que contiene el concepto de innovación: imaginación, incertidumbre, riesgo, cooperación, crítica, ética… e inversión económica, y sistemas educativos menos controladores y que confíen más en el profesorado…
    • Cierto que la innovación no se reduce a la tecnología y sus usos. Pero es que hoy la tecnología conforma la sociedad, y cada vez más nuestras actividades están mediadas por la tecnología. Comprenderla y saberla explicar y aplicar es parte de lo que hay que entender por innovación en el aula.

    architecture-road-street-town-city-urban-1020813-pxhere.comEstamos en medio de una pandemia (término que significa epidemia en todo lugar por donde mires, no solo en tu ciudad o país) y la educación es uno de los pilares que más está sintiendo las decisiones derivadas de ésta. Los y las docentes tienen la responsabilidad y tarea por delante de seguir trabajando, de seguir aportando, utilizando las famosas TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación). Y, de repente, todo ha explosionado, nos hemos dado cuenta de que efectivamente la tecnología estaba aquí y podía haber sido nuestra aliada incluso antes de la pandemia. Le pasa mucho al ser humano que hasta que no tiene la obligación no se toma en serio las cosas.

    Me consta que hay, ya los había, muchos y muchas docentes muy conectadas y trabajando desde la innovación permanente. Pero son eso, docentes, islas, personas aisladas que luchan contra un sistema que no se tomó en serio el papel que podían y debían jugar las TIC en el escenario educativo. Ahora, en tiempos de pandemias, el uso de la red está siendo nuestra tabla de salvación, y no solamente en el ámbito educativo. Porque la red está llena de formación y aprendizaje de todo tipo, y eso es algo que nuestro alumnado ha descubierto un poco antes que sus mayores. Quizás lo interesante está por llegar, saber el potencial gigantesco que tiene la red cuando se usa con una adecuada presencia docente.

    Así que, bienvenidos y bienvenidas a mi #ecasa, porque aquí desde nuestras casas, estamos asistiendo a numerosas conexiones formales, informales, de trabajo, de ocio… buscamos conexión, y sobre todo vernos. Ahora sabemos cómo son las casas (o al menos parte) de nuestros compañeros y compañeras de trabajo, nuestros jefes, nuestro cantante favorito, nuestros profesores… y no parece que nos incomode.

    home-macro-money-gadget-business-close-1021953-pxhere.comHemos entrado de lleno en el mundo del eLearning, ese término tan viejo pero tan nuevo a la vez. No nos queda más remedio, tenemos que continuar aportando, generando y funcionando, y existen tecnologías de sobra para hacerlo. Así que quizás sea la hora de preguntarnos cuál es la primera competencia del docente en este entorno, ¿se trata de usar las TIC? o quizás se trata de conocer cómo hacernos presentes en este entorno. Estamos paliando la presencia con videoconferencias, así nos ven, así nos vemos. Pero la presencia docente supone la tarea por parte del profesor-tutor de diseñar y orientar los procesos de aprendizaje e interacción entre los miembros de tal forma que se obtengan resultados educativos de importancia. Ha de estructurar tareas y actividades educativas relevantes, moderar y dirigir los debates entre los participantes hacia la reflexión y el aprendizaje en comunidad (Garrison, 2005).  Es decir, tiene mucho más que ver con procesos de enseñanza-aprendizaje que todo docente conoce, o debería conocer, que con los medios que se utilicen. Además, dado que la red se ha ido configurando como un entorno horizontal y colaborativo encaja muy bien con cómo hemos de producir dicho aprendizaje.

    Por tanto, ya que estamos aquí reflexionemos, debatamos, formémonos y exploremos sin miedo qué hay más allá de lo presencial (aunque sea en casa) y vayamos hacia un entorno online que consiga generar el aprendizaje multiplicador y sin fronteras que ofrece la red. Todo puede ser un recurso para el aprendizaje, lo único que necesita es de un buen docente que sepa guiar y llevar a buen puerto toda la escena pedagógica. Desde un videojuego, la televisión, las redes sociales, todo, todo puede ser enseñanza y todo puede ser conducido hacia el aprendizaje. Este es el reto que tenemos por delante.

    Fuentes Bibliográficas

    • GARRISON, D. R. (2005). El e-learning en el siglo XXI. Investigación y Práctica. . Barcelona: Octaedro.
    • RODRÍGUEZ DE LAS HERAS, A. (2015). Metáforas de la Sociedad Digital. El futuro de la tecnología en la educación. Madrid: Biblioteca Innovación Educativa. SM.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

What is 7 + 5 ?
Please leave these two fields as-is:
IMPORTANTE! Para poder continuar necesita resolver la operación matemática. Así sabemos que no es spam :-)